Comunicado de prensa

UN HOMBRE DE QUEENS ACUSADO POR UN GRAN JURADO DE UN DELITO DE ODIO POR EL ATAQUE A UNA MUJER ASIÁTICA FUERA DE UNA PANADERÍA EN FLUSHING

Queens Fiscal de Distrito Melinda Katz anunció hoy que Patrick Mateo, de 47 años, ha sido acusado por un gran jurado del Condado de Queens en un crimen de odio, acoso agravado, y otros cargos por presuntamente atacar a una mujer de 52 años de edad, fuera de una panadería el 16 de febrero de 2021. La víctima recibió tal empujón que necesitó casi una docena de puntos de sutura para cerrarle una herida abierta en la frente.

El fiscal Katz dijo: “Desde febrero, cuando ocurrió el presunto incidente, nuestra investigación ha estado en curso. Agradezco la paciencia de la comunidad mientras reuníamos las pruebas necesarias para establecer un delito de odio en esta circunstancia particular. Además de las lesiones sufridas por la víctima, el delito de odio requiere que se demuestre que la víctima era el objetivo por su origen étnico. Nuestra investigación ha concluido y ahora el acusado está acusado de un delito de odio”.

Mateo, de la calle principal en Flushing, Queens, está a la espera de comparecencia en el Tribunal Supremo de Queens en una acusación que le acusa de acoso con agravantes en segundo grado, asalto en tercer grado y acoso en segundo grado. Si es declarado culpable, el acusado se enfrenta a una pena de hasta un año de cárcel.

Según los cargos, poco antes de las 14.00 horas del 16 de febrero de 2021, el acusado estaba en la cola de una panadería de la avenida Roosevelt cuando empezó a discutir con la víctima. De repente, sin mediar provocación, Mateo insultó a la mujer china de 52 años y le empujó la cara. A continuación, el acusado entró en la panadería, cogió una caja de cartón, volvió corriendo al exterior y supuestamente arrojó la caja a la víctima antes de empujarla por la fuerza hacia atrás, al suelo y contra una caja metálica de un quiosco de prensa en la acera. El impacto con el quiosco metálico abrió un largo corte en la frente de la mujer que requirió unos 10 puntos de sutura para cerrarse.

El acusado, según los cargos, fue aprehendido menos de 48 horas después y detenido. Tras su detención, la investigación continuó y el 31 de marzo de 2021 se ejecutó una orden de registro autorizada por el tribunal para obtener datos del teléfono móvil del acusado, que supuestamente revelaban un sentimiento antiasiático.

La investigación corrió a cargo del detective Michael Galgano, de la comisaría 109 del Departamento de Policía de Nueva York. También colaboró en la investigación el teniente Alan Schwartz, de la Oficina de Detectives del Fiscal del Distrito de Queens, bajo la supervisión del jefe Edwin Murphy y del subjefe Daniel O’Brien.

El fiscal adjunto Michael Brovner, jefe de la Oficina de Delitos de Odio de la Fiscalía, con la ayuda del fiscal adjunto Brinet Rutherford, llevan el caso, bajo la supervisión del fiscal adjunto ejecutivo de la División de Enjuiciamiento Pishoy Yacoub.

**Las denuncias y acusaciones penales son acusaciones. Se presume la inocencia del acusado hasta que se demuestre su culpabilidad.